Mosca Loca
MOSCACon un enorme escándaloLOCA

El antiarte de la naturaleza

Ver...
... un huracán. Ver cómo se acerca, a lo lejos. Ver la arena apartarse a su paso, levantarse y volar hacia los lados. Ver animales pesados, con alas o sin ellas, vencer a la gravedad y subir y subir girando alrededor del tornado. Tejados, coches e incluso personas si no les ha dado tiempo de ponerse a salvo. Todo rota a su alrededor, como los satélites de un planeta. Después de la tormenta llega la calma y los destrozos son evidentes. Casas destrozadas, propiedades perdidas, personas desaparecidas. Y los gritos desgarradores de impotencia de los afectados.
... un volcán en erupción. Podría ser, incluso, una imagen bonita de no ser por la destrucción que conlleva. Nubes negras. Enormes piedras participando en un torneo de salto de longitud. Y de puntería. La lava al rojo desplazándose y arrasando todo lo que encuentra a su paso. De nuevo propiedades perdidas y gente que se queda sin nada, sin un techo donde vivir.
... una inundación. Agua cubriendo casas enteras. Gente arrastrada por la corriente, sin poder hacer nada por ponerse a salvo. Mujeres histéricas al ver a sus hijos desaparecer riada abajo.
... un incendio. Una fogata mal apagada o una simple colilla. El efecto del calor sobre la madera reseca. O tal vez provocado. Bandadas de pájaros huyendo despavoridas. Llamas extendiéndose. Árboles quemándose. Crepitar de la madera. Aviones soltando agua. Agua que se evapora. Bosques convertidos en desiertos.
... un terremoto. A veces son simples anécdotas. Vivencias. Algo que contar. De grado cuatro. O tres y medio. Las lámparas se mueven y un jarrón se cae de la cómoda. Otras son más graves, experiencias que no hubieses querido vivir. Grado seis. O siete. Casas derruidas. Edificios caídos provocando una enorme nube de polvo que durará un par de días. Grietas en el suelo. Madres buscando a sus hijos. Hijos buscando a sus madres. Brazos que sobresalen de entre los escombros. Gente apartando piedras. Sangre. Muerte.
... enfermedades. Gente sufriendo. Los enfermos y los familiares. Niños del tercer mundo llorando cuando el voluntariado intenta curar. Adultos aguantando estoicamente el dolor, porque no queda otra cosa por la que luchar, porque ya no quedan ni ganas para quejarse. Extremidades amputadas. La muerte saliendo del hospital. La familia lamentándose.
... el hambre. Niños llorando por no tener nada que llevarse a la boca. El vientre hinchado. Dolor cuando el estomago empieza a digerirse a sí mismo. Moscas rondando alrededor. Nadie las espanta. No las notan o no tienen fuerza ni para eso. O tal vez las dejan, pensando que así al menos ellas tienen algo que comer.
... una marea negra. Petrolero hundido. Carga perdida. Grietas y escape. La gran mancha negra se extiende sobre el mar. El viento hace el resto. Las olas arrastran el crudo hasta la playa. Gaviotas negras. Peces muertos. Los supervivientes se las ven y se las desean para moverse simplemente. La fauna ya no tiene nada que comer. Se contaminan unos a otros. El petróleo lo cubre todo como un gran manto de luto. La arena y las piedras acompañan en el sentimiento.
...



Pagina Principal